El cuidado con el equipo táctico es fundamental para el rendimiento en el partido de airsoft. Debe cumplir funciones específicas. Un pantalón debe ser flexible y reducir la exposición del jugador, mientras que una mochila debe ofrecer robustez y comodidad al mismo tiempo.

equipo táctico

Con esto en mente, es fácil entender que para ser considerado táctico, el equipo debe apoyar el desempeño de sus funciones.

A pesar del papel central que desempeña el equipo táctico, muchos guerreros son descuidados con su ropa y accesorios tácticos.

Hay algunos operadores, por cierto, que usan el equipo y ni siquiera se molestan en limpiarlo antes de guardarlo. Este descuido no solo acorta la vida útil de artículos como botas y mochilas, sino que incluso compromete la seguridad en la próxima misión.

Arena, barro, lluvia, polvo, contaminación. Hay muchos elementos a los que expone tu equipo táctico. Con el tiempo, el uso intensivo de ropa y accesorios ciertamente tiene un precio, que afecta la estructura de los artículos y provoca el deterioro  y grietas.

Los elementos naturales, como el barro y el agua, pueden afectar tu equipo táctico

Sin embargo, el daño es aún mayor en caso de exposición a la sal. Extremadamente corrosivo, la sustancia puede dañar irreparablemente tus productos tácticos.

Y no pienses que tiene que entrar en el mar para arruinar tu ropa: la exposición a la sal puede ser más frecuente de lo que crees. Tu propio sudor contiene la sustancia, por ejemplo.

Además de dañar el equipo táctico, otra consecuencia desagradable del sudor es el olor que permanece en la ropa y los accesorios. Es decir, cuidar bien tu kit táctico también es una cuestión de higiene.

Ahora que sabes por qué es tan importante cuidar bien tu equipo táctico para preservar sus características y funcionalidad, aquí hay algunos consejos básicos que te ayudarán con esta tarea.

Mantenimiento de tu equipo táctico

Mantener la tela adherente de elementos como mochilas y chaquetas siempre limpias y sin hilos atados es esencial para garantizar su correcto funcionamiento. Esta precaución también es importante para las partes parcheadas. No querrás perder ninguno de tus parches  debido a una tela pegajosa mal puesta, ¿verdad?

Si tu equipo táctico está manchado  con barro seco, límpialo antes de guardarlo.

La mejor manera de hacerlo es usando un cepillo suave. Otra forma de eliminar la suciedad es con un paño empapado en una mezcla suave de agua jabonosa. Después de quitar las manchas, limpia el exceso de jabón con un paño húmedo.

Si el paño húmedo no se resuelve, deberás hacer en una limpieza más profunda para artículos de mayor desgaste, como las mochilas. Para limpiar a fondo el accesorio, simplemente sumérgelo en agua fría o tibia con un jabón suave.

El enjuague debe hacerse con cuidado con agua fría para eliminar los residuos de jabón. ¡Nunca laves tu mochila en la lavadora! Esto puede dañar no solo la tela sino también los agarres.

Seguir las instrucciones del fabricante de tu pieza táctica es esencial para mantener la integridad del producto y garantizar su longevidad.

Lee siempre la etiqueta que viene con el producto y presta especial atención a las temperaturas. ¡Si las recomendaciones dicen que una determinada prenda de ropa solo se puede planchar con la temperatura máxima de 110ºc, respétalo!

Un elemento esencial para cualquier guerrero, las botas requieren un cuidado especial para estar siempre en excelentes condiciones y nunca que comprometan una misión.

Preservar tu equipo táctico es esencial para el éxito de la misión y también para no gastar más de lo que necesitas en ropa y accesorios.

Además de mantener tus piezas siempre bien cuidadas, asegúrate de comprar artículos de calidad hechos con materiales de primera calidad.